Crueldad : Las últimas palabras del dominicano asesinado por supremacista blanco en Boston


 "No puedo respirar", decía el dominicano Henry Tapia a los oficiales de policía de Belmont que le brindaban primeros auxilios, luego de ser atropellado intencionalmente por un hombre blanco que le gritaba insultos raciales en medio de una discución por problemas de tránsito.

Mientras sangraba por la cabeza, el dominicano de 34 años dijo a los agentes que le proporcionaron oxígeno de emergencia que temía que su vida estuviera terminando: "Voy a morir", establece el informe policial.

Aunque Tapia fue trasladado de urgencia al Hospital General de Massachusetts, murió a causa de las lesiones sufridas cuando Dean S. Kapsalis condujo su camioneta hacia el dominicano, quien se encontraba de pie junto a la puerta del lado del conductor de su Honda Civic, según las declaraciones de la fiscal de distrito de Middlesex, Marian T. Ryan, difundidas por el diario The Boston Globe.

"Se nos recuerda que incidentes como este, que supuestamente nacen de un discurso de odio, tienen un impacto duradero en las familias, los amigos y nuestros vecinos aquí en esta comunidad", dijo la fiscal sobre la muerte de Tapia, ocurrida la tarde del martes 19 de enero en la calle Upland Road, en Belmont, Massachusetts.

"No podemos y no toleraremos un comportamiento que tiene sus raíces en los prejuicios raciales y pretende discriminar, porque no solo las víctimas y sus familias sufren, somos todos nosotros '', agregó.

De su lado, el jefe de policía de Belmont, James MacIsaac, ofreció sus condolencias a la familia de Tapia y dijo que, como la mayoría de los residentes de Belmont, estaba consternado por el ataque mortal.

El atacante se encuentra detenido en espera de una audiencia de peligrosidad por videoconferencia.

En contra de Dean S. Kapsalis enfrenta cargos de asesinato, de violación de los derechos civiles que causó lesiones, asalto y agresión con un arma peligrosa que causó lesiones corporales graves y abandono de la escena de un accidente después de causar lesiones.

La fiscal dijo que contra el hombre de 54 años, de Hudson, podrían agregarse más cargos y los cargos existentes podrían actualizarse a medida que continúe la investigación.

Dos testigos le dijeron a la policía que vieron a la víctima parada en medio de Upland Road cerca de su automóvil y que Kapsalis estaba a cierta distancia cerca de su camioneta roja, según el informe policial presentado en la corte de Cambridge. Los hombres se gritaban enojados, pero los testigos dijeron que no sabían de qué se trataba la discusión.

El incidente parecía haber llegado a su fin y Tapia comenzó a subirse al asiento del conductor de su carro, pero en ese momento, al menos dos testigos le dijeron a la policía que escucharon a Kapsalis gritarle a Tapia.

Kapsalis supuestamente gritó un insulto racial, dijeron testigos a la policía, según el informe.

A raíz del fatal accidente, Kapsalis fue declarado una amenaza inmediata a la seguridad pública por el Registro de Vehículos Motorizados y su derecho a conducir fue suspendido indefinidamente.

Antecedentes

Desde que obtuvo una licencia de conducir alrededor de 1987, Kapsalis ha sido citado por exceso de velocidad al menos 17 veces, estuvo involucrado en al menos 7 choques con recargo y se le suspendió su derecho a conducir al menos 6 veces, generalmente por un grupo de infracciones de tránsito en poco tiempo, de acuerdo con los registros de RMV.

Kapsalis fue condenado por agresión y agresión por un jurado de seis miembros del Tribunal de Distrito de Woburn en 2014 y recibió una sentencia de un año en la Casa Correccional de Middlesex que fue suspendida por un año, según los registros judiciales.

No hay indicios en los registros judiciales de que haya sido encarcelado en relación con el caso.



FUENTE  DIARIO LIBRE 

Crueldad : Las últimas palabras del dominicano asesinado por supremacista blanco en Boston Crueldad : Las últimas palabras del dominicano asesinado por supremacista blanco en Boston Reviewed by Redactado por Alba Digital on 6:52:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.